Reseñas

“Joyland”, de Stephen King

Sinopsis: Verano de 1973. Carolina del Norte. El joven universitario Devin Jones consigue trabajo en un pequeño parque de atracciones llamado Joyland. Allí se encarga de las tareas de mantenimiento, se disfraza de la mascota del parque o entretiene a los niños. Y allí descubre también la historia de un cruento crimen que tuvo lugar en la Casa Embrujada y que nunca fue resuelto.

joyland

Pero Devin no es el único fascinado por el parque y su leyenda negra. Cerca de su pensión vive Mike, un chico enfermizo con el que pronto traba una peculiar amistad. El chaval no ha visitado nunca Joyland y le encantaría hacerlo antes de morir. Es entonces cuando Devin planea una visita privada para el final de temporada.

El día transcurre entre montañas rusas e historias de terror sobre lo que pudo haberle pasado a la joven asesinada. Sin embargo, las visitas indeseadas y las preguntas indiscretas pueden provocar reacciones imprevisibles. Sin saberlo, Devin se ha metido en un peligroso juego del que tal vez no saldrá nunca.

Reseña: Las últimas novelas de Stephen King han ido virando lentamente del terror (muchos habréis escuchado la frase de ‘no leo a Stephen Kingporque sus novelas son ‘de miedo’ acordándose de novelas como ‘El resplandor’, ‘It’ o ‘Cujo’ por poner tan sólo unos ejemplos) hasta el campo del thriller fantástico y sobrenatural, como ‘La cúpula’ o el viaje en el tiempo relatado en la magnífica ’22/11/63′. Aunque os recordamos que la próxima novela del autor será una secuela de ‘El resplandor’ por lo que todavía tenemos sobresaltos para rato.

La novela que hoy nos ocupa, ‘Joyland’, es de esos libros que se leen de un tirón. Una novela algo corta, tal vez (300 páginas aproximadamente) pero no se deja nada en el tintero.

Situémonos: Año 1973, y nuestro protagonista, Devin Jones consigue un trabajo de verano en Joyland, un parque de atracciones algo destartalado, para distraerse mientras su novia, Wendy, se marcha a Boston a trabajar.  Devin conoce allí a los que serán sus amigos, Tom y Erin, también universitarios empleados durante el verano.  Como en todos los parques de atracciones existe una ‘casa embrujada’, pero ésta tiene su propia leyenda negra: una chica fue asesinada allí, en el recorrido de la vagoneta y nunca se encontró al asesino. Los trabajadores de parque afirman haber visto su fantasma, aunque Devin no lo toma demasiado en serio, al menos al principio, hasta que ciertos hechos que no os contaremos para no fastidiaros el argumento, harán que Devin trate de resolver el misterio de la chica asesinada.

Durante el relato del trabajo de Devin en Joyland, iremos avanzando en la investigación que emprende con ayuda de Erin, y de cómo se cumple una de las predicciones de la’ falsa’ pitonisa de la feria: una mujer, un niño y un perro pasarán a formar parte de la vida de Devin, aunque dicha predicción no estaba exenta de alertas de precaución que tal vez deba tomarse más en serio de lo que se cree…

A pesar de que el final de la novela se precipita muy rápidamente y nos hubiera gustado alargar la historia otras trescientas páginas, ‘Joyland‘ es una novela interesante, tanto para los fans incondicionales de Stephen King como para los recién llegados, que busquen una buena historia, incluyendo ingredientes de diferentes géneros resultando una novela tan interesante como distraída, con misterio, amor y  aderezada con una pequeña dosis de fantasmas que nos hará recelar de las casas encantadas de los parques de atracciones… si no lo hacía ya. Puntuación: 4/5.

1 comentario en ““Joyland”, de Stephen King”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s